Roles de canela

Recuerdo la primera vez que mi hermana y yo intentamos hacer roles de canela; se acabaron en cuestión de minutos. Ahora es una de nuestras recetas clásicas y a muchos de nuestros familiares les encanta. Ahora los hacen ellos mismos, y usando esta receta les quedan genial, y es que no falla, siempre salen bien.

Ir a la receta

Los típicos roles de canela (de una franquicia muy conocida en México y en América en general) siempre son buenos, por lo menos a mí siempre me han gustado, aunque me parecían un poco cruditos por dentro, como que la masa es un poco chiclosa. Pues créanme que haciéndolos en casa salen mil veces mejor. De hecho, todo lo casero es mucho mejor siempre en nuestra opinión.

Una de las claves para tener roles de canela húmedos y suavecitos es usar un molde con paredes altas. Esto hace que cuando los roles crezcan en el horno se peguen un poco uno al otro y las paredes del molde los contengan. Así, la masa de los roles mantiene esa humedad y no se secan ni quedan duros al hornearse.

Y puede que pienses que son muy difíciles de hacer, pero como con cualquier receta lo único que hay que hacer es comprar los ingredientes y seguir de paso a paso las instrucciones, y todo quedará bien.

Algo que hay que decir es que los roles de canela son mejores siempre justo después de hornearse, o ese mismo día, porque los días siguientes lo que pasa es que la masa pierde un poco esa humedad que tan bien se siente. Pero aún así claro que puedes almacenarlos para más días, y de hecho nosotras hacemos mucho eso. Solo guárdalos en en el mismo molde donde los has horneado cubiertos con papel de plástico de cocina. Si no hace mucho calor puedes dejarlos a temperatura ambiente, pero si hace mucho calor es mejor guardarlos en el refrigerador. Después, cuando quieras comerlos, sólo caliéntalos un poco en el microondas o en el horno.

Si te gusta esta receta entonces tienes que ver nuestros cupcakes de chocolate chai.

Roles de canela
Prep Time
30 mins
Cook Time
20 mins
Tiempo de reposo:
4 hrs
Total Time
4 hrs 50 mins
 
Course: Breakfast, Dessert
Cuisine: American
Servings: 15 roles
Ingredients
Para la masa:
  • 1/4 taza (60 ml) agua, tibia
  • 1/2 taza (120 ml) leche entera, tibia
  • 2 3/4 cditas (8.5 gr) levadura seca instantanea
  • 1/2 taza (100 gr) azúcar blanco
  • 1/2 taza (120 ml) buttermilk
  • 2 huevos a temperatura ambiente
  • 1/3 taza + 1 cda (90 gr) mantequilla sin sal, a temperatura ambiente
  • 2 cdas (30 ml) aceite vegetal (canola, maíz, girasol)
  • 1 cdita (5 ml) extracto de vainilla
  • 1 cdita (5 gr) sal
  • 4 1/2 – 5 taza (585-650 gr) harina de trigo de todo uso
Para el relleno:
  • 1/2 taza (112 gr) mantequilla sin sal, suavizada
  • 1 taza (200 gr) azúcar moreno
  • 4 cdas canela en polvo
  • 2 cdas (16 gr) fécula de maíz
Para el glaseado:
  • 3/4 taza (170 gr) queso crema, a temperatura ambiente
  • 1/4 taza (55 gr) mantequilla sin sal, a temperatura ambiente
  • 1/2 taza (60 gr) azúcar glass
  • 1/4 cdita (1.2 gr) sal
  • 1/4 taza (60 ml) leche entera
  • 1 cdita (5 ml) extracto de vainilla
Instructions
Para la masa:
  1. En un tazón pequeño colocar el agua con la leche y la levadura. Mezclar con una cuchara y dejar reposar por 20 minutos para que la levadura se active.

  2. Aparte, en otro tazón grande colocar la harina con el azúcar y la sal. Después agregar la mezcla de la levadura, buttermilk, huevos, mantequilla, aceite y vainilla. Mezclar todo con una cuchara de madera hasta que se integre y se forme una masa pegajosa.

  3. Colocar la masa en la mesada limpia y amasar dando golpes y doblando sobre si misma por 20 minutos hasta que tome más forma (todo el proceso de amasado también se puede hacer en una batidora con el gancho amasador). 

  4. Una vez lista, formar una bola con la masa y ponerla en un bol limpio con un poco de aceite para que no se pegue. Cubrirla con una toalla de cocina y dejar que la masa leude por 2 horas para que doble su tamaño.

Para formar los roles:
  1. Para hacer el relleno, en un tazón pequeño mezclar el azúcar moreno con la canela y la fécula de maíz.

  2. Una vez que la masa dobló su tamaño, colocarla en la mesada previamente enharinada y extenderla con un rodillo hasta formar un rectángulo grande de 60cm de largo x 40cm de ancho.

  3. Para rellenarlos, untar con una brocha de cocina toda la mantequilla suavizada en la superficie de la masa estirada y después espolvorear la mezcla del azúcar moreno por encima.

  4. Enrollar la masa a lo largo para formar un rollo y después pellizcar un poco los bordes para tratar de unirlos. Con un cuchillo muy filoso o un trozo de hilo, cortar el rollo en 15 porciones aproximadamente.

  5. Colocar las porciones (dejando solamente 1 cm de separación entre cada una) en un molde rectangular de paredes altas previamente engrasado y con papel de horno.

  6. Tapar el molde con papel film o una toalla de cocina y dejar que los roles de canela reposen por 2 horas para que doblen su tamaño.

  7. Precalentar el horno a 180° C y, una vez que los roles doblaron tamaño (se pegarán entre sí lo que es vital para que la masa conserve su suavidad), hornearlos por 20-25 minutos hasta que estén ligeramente dorados.

  8. Retirarlos del horno y dejar que se enfríen un poco antes de glasearlos.

Para el glaseado:
  1. En un tazón mediano acremar con la batidora eléctrica o globo de mano el queso crema con la mantequilla por 3 minutos hasta que la mezcla se esponje.

  2. Agregar el azúcar glass tamizada con la sal, leche, vainilla y batir por 1 minuto más hasta obtener un glaseado suave.

  3. Vaciar todo el glaseado encima de los roles de canela y esparcirlo uniformemente.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.