Panecillos de leche

Estos panecillos de leche son riquísimos. Son muy suaves y esponjosos por dentro, además son una lindura. Son unos panes de leche que van geniales con todo tipo de cosas, por sí solos, con dulces, o para acompañar comidas saladas de todo tipo. A nosotras nos encanta con un poco de queso crema y mermelada de melocotón, o tostados con un poco de mantequilla.

Ir a la receta

Algo nuevo aprendí con esta receta; si hervimos el agua para luego mezclarla con harina y luego añadir la levadura, la consistencia y estructura del pan queda mucho mejor, totalmente comprobado. Parece una tontería, pero este pequeño paso es clave para que este y otros tipos de panes queden estupendamente.

Ya se habrán dado cuenta de lo fanáticas que somos del pan; en realidad todos en casa lo son. Pero nosotras, además del gusto por comerlo, tenemos un extraño encanto por todo el proceso que requiere su elaboración; imagínense que podemos obtener una maravilla de tan solo harina, agua y sal (básicamente), para mi esto es casi como magia.

El amasar pan también es algo que nos relaja bastante, porque las masas son suaves, y da satisfacción ver como, de poco a poco van poniéndose suaves. Si amasar o hacer pan es algo que te da miedo, solo tienes que saber que hay que tener paciencia con las masas y darles el tiempo que se necesita. Cada receta de pan es diferente, pero solo es necesario seguir las instrucciones y como siempre dice mi mamá, agregar el ingrediente extra, un poquito de amor, que eso siempre hace la diferencia aunque no lo parezca.

Y así es esta receta, ingredientes básicos para obtener unos panecitos super esponjosos y delicados; disfrútenla y recuerden que nada es mejor que un pan casero recién hecho.

Si te gusta esta receta, tienes que ver nuestra barra de pan de leche.

Panecillos de leche
Prep Time
35 mins
Cook Time
20 mins
Tiempo de leudado:
2 hrs 20 mins
Total Time
3 hrs 15 mins
 
Course: Breakfast, Snack
Cuisine: American
Servings: 12
Ingredients
  • 2 taza (260 gr) harina de trigo de todo uso, tamizada
  • 1/2 cda (3.7 gr) leche en polvo
  • 1/2 taza + 1 cda (135 ml) leche entera tibia
  • 2 cdas (30 ml) agua tibia
  • 1 yema de huevo
  • 3/4 cdita (2.5 gr) levadura seca instantánea o 7 gr levadura fresca
  • 2 cdas (30 gr) azúcar blanco
  • 1 cdita (7 gr) sal
  • 2 cdas (30 gr) mantequilla
  • Un poco más de leche entera
Instructions
  1. En un tazón pequeño mezclar la levadura junto con el agua y la mitad del azúcar. Dejar reposar por 20 minutos para que la levadura se active.

  2. Colocar una olla mediana a fuego medio y agregar la leche. Cocinar por 3 minutos hasta que empiece a hervir, añadir 1/2 taza (60 gr) de harina y mezclar muy bien con un batidor globo hasta que no haya grumos. Retirar la olla del fuego.

  3. Una vez que la levadura haya reposado agregarla junto con la yema y el azúcar restante a la olla con la leche. Mezclar muy bien con el batidor globo hasta que todo se integre.

  4. Añadir la harina restante, leche en polvo, sal y mezclar de nuevo con una cuchara de madera hasta que se forme una masa pegajosa. Cubrir la olla con una toalla de cocina y dejar reposar la masa por 20 minutos. 

  5. Colocar la masa en la mesada limpia y amasar dando golpes y doblando sobre si misma por 10 minutos hasta que tome más forma.

  6. Añadir la mantequilla a la masa y amasar por 5 minutos hasta que esté incorporada y la masa esté suave y elástica (todo el proceso de amasado también se puede hacer en una batidora con el gancho amasador).

  7. Una vez lista, formar una bola con la masa y colocarla en un bowl limpio con un poco de aceite para que no se pegue. Cubrirla con una toalla de cocina y dejar que la masa leude por 40 minutos. Deshinchar la masa, amasándola un poco en el mismo bowl, cubrirla de nuevo y dejarla reposar por otros 40 minutos hasta que doble su tamaño.

  8. Una vez que haya doblado su tamaño, colocar la masa en la mesada enharinada y dividirla en 12 partes iguales.

  9. Para formar los panecillos tomar cada una de las 8 partes, aplastar con los dedos y comenzar a enrollar la masa sobre si misma horizontalmente, metiendo las orillas de la masa al centro mientras se sigue enrollando hasta formar un óvalo de masa, como un birote pequeño. Hacer rodar la masa para que se pierdan los dobleces. Hacer ésto con todas las piezas. 

  10. Colocar los panecillos en una bandeja para horno con papel mantequilla y cubrirlos con una toalla de cocina. Dejarlos reposar para que doblen su tamaño por aproximadamente 40 minutos. 

  11. Antes de que terminen de leudar los panecillos, precalentar el horno a 190°C. Hacer tres cortes horizontales a cada panecillo usando una navaja o cuchillo filoso. 

  12. Una vez que hayan doblado su tamaño, barnizar los panecillos con la leche extra usando una brocha de cocina para que se doren al hornearse.

  13. Hornear los panecillos por 15 minutos o hasta que comiencen a dorarse por encima. Sacarlos del horno y dejar enfriar por otros 15 minutos antes de comer.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.